PLAN DE CONVIVENCIA

En el Colegio Antonio Machado tus hijos crecerán con nosotros desde los 3 años hasta los 18.

NORMAS BÁSICAS DE CONVIVENCIA Y ORGANIZACIÓN

Resumen de las normas básicas de convivencia recogidas en el Reglamento de Régimen Interno y en las NORMAS BÁSICAS DE CONVIVENCIA del Colegio.

Para el correcto funcionamiento de nuestro Colegio y para que podamos conseguir una buena convivencia y una enseñanza de calidad, existen una serie de normas que han de ser cumplidas por todos. Por ello deseamos informarte a ti y a tu familia, de las que te afectan más directamente:

  1. La convivencia en el Centro se basa en el respeto mutuo. Profesores y alumnos deben ser especialmente cuidadosos en el trato.
  2. La puntualidad es esencial para el buen funcionamiento.
  3. Los alumnos esperarán en el patio hasta la hora de clase y subirán a las aulas al oír la indicación de entrada.
  4. Las ausencias deben justificarse mediante nota escrita de los padres o tutores legales o bien mediante llamada telefónica a secretaría.
  5. Los retrasos por enfermedad o consulta médica deben justificarse.
  6. Las subidas y bajadas de clase deben realizarse por la escalera indicada y con orden, ni antes ni después de la hora marcada. Se evitarán carreras, gritos o arrastrar la mochila.
  7. Las aulas y en general todo el colegio, deben permanecer limpios; se debe evitar tirar papeles, bocadillos, batidos u otros objetos.
  8. No se debe comer ni beber en clase chicles, bocadillos, chucherías, zumos…
  9. Durante los cambios de clase no se debe salir de clase y se debe tener un comportamiento correcto.
  10. Debes respetar tanto las pertenencias personales como las de tus compañeros así como las instalaciones, material y mobiliario. Las sustracciones y/o desperfectos correrán a cargo de los responsables ya sea tanto a nivel económico como disciplinario.
  11. En tiempo de recreo no se deberá permanecer ni en los pasillos ni en las clases.
  12. Se deben evitar los juegos que supongan riesgo físico.
  13. Está prohibido el uso de móviles en cualquier dependencia del Colegio. Al alumno que lo utilice se le retirará y será devuelto a los padres a la semana.
  14. Está prohibido por ley fumar en cualquier dependencia del Colegio. Así mismo está prohibido llevar tabaco y/o mechero en los bolsillos.
  15. Está prohibida la salida del Colegio durante los recreos a no ser por causas justificadas y siempre con permiso escrito de los padres o tutores legales.
  16. No deberán entrar a clase ni al recreo los padres o familias de alumnos. Deben esperar a la salida. Así mismo ningún padre debe entrar a las aulas si no es acompañado por un profesor del Centro.
  17. Al colegio se debe venir bien vestido y aseado. La vestimenta debe guardar las normas de decoro y buenas costumbres, estar en concordancia con la actividad que se realiza en el Colegio. Queda prohibido acudir al Colegio con prendas de vestir propias de otras actividades, playa o piscina, dentro del edificio no se debe llevar gorras o viseras que cubran la cabeza, etc. No se podrá llevar vestimenta alguna que deje al descubierto la ropa interior.
  18. Los alumnos que utilizan el servicio de transporte escolar deberán hacer uso del mismo con el debido orden y comportamiento. En caso de producirse desperfectos, el responsable se hará cargo de su coste y perderá el derecho a utilizar el transporte escolar durante el tiempo que se determine en función del grado del daño ocasionado. Igualmente se sancionará con la prohibición del uso del transporte escolar las faltas de respeto, ofensas, convivencia,..
  19. Se deben respetar unas normas elementales de educación (llamar a la puerta antes de entrar, no dar portazos, hablar en un tono de voz moderado, pedir las cosas por favor, ceder el paso, no escupir…). En los pasillos, al igual que en el resto del Centro, se debe tener un comportamiento cívico y por lo tanto no se debe gritar, correr, sentarse en el suelo o jugar. Se deben evitar las palabras malsonantes, los apodos, insultos, burlas bromas pesadas y peleas.
  20. En el Centro no están permitidos actos que pertenecen al ámbito de la vida privada. La conducta pública se rige por pautas distintas de las propias del comportamiento en privado.
  21. El horario de recogida de los alumnos en el patio es a las 16:50 dado que hasta esa hora se está impartiendo clases de Educación Física.
  22. Se recuerda que existen dos puertas de entrada y es necesario respetar el aparcamiento y el horario de salida de los autobuses.
  23. Para el buen funcionamiento del Centro y dada la gran cantidad de familias que vienen recoger a sus hijos, se ha acordado la siguiente organización:
  • Infantil: se recogerá a los alumnos en la puerta principal, en la escalera saliendo a la derecha.
  • De 1º a 4º de Ed. Primaria, los alumnos esperarán a sus familias en la zona cubierta del patio.
  • 5º y  6º de Ed. Primaria y Secundaria, esperarán en el campo de fútbol.
  1. Se recuerda que aquellos alumnos que no utilizan servicio de comedor, no deben incorporarse al colegio antes de las 14:55 ya que el los costes de la vigilancia del recreo forman parte de lo que se paga por el comedor.

OBSERVACIÓN IMPORTANTE:

  • SE CONSIDERA FALTA GRAVE O MUY GRAVE:

“La utilización inadecuada de las tecnologías de la información y la comunicación para atentar contra la dignidad de cualquiera de los miembros de la comunidad educativa, dentro o fuera del recinto escolar.”

(Utilización de las Redes Sociales, chats, etc.)

PLAN DE CONVIVENCIA 2018-19
 2018-2019
COLEGIO ANTONIO MACHADO

ZARAGOZA

 

Autovía de Logroño, km. 7,200

50011 Zaragoza

Tlfno. 976.460860 Fax 976.340278

E-mail colegio@colegioantoniomachado.com

“Portarnos siempre como si la norma de nuestros actos hubiera de convertirse en ley general”

 Emmanuel Kant

 

 INTRODUCCIÓN

A.-CARACTERÍSTICAS DEL COLEGIO ANTONIO MACHADO

El Colegio Antonio Machado fue fundado en 1975 por un grupo de profesores. Está situado en la Carretera de Logroño, km 7,200 en las proximidades de Zaragoza, en el llamado barrio Venta del Olivar.

El Colegio inició su andadura en la enseñanza en el curso 1975-1976 con un profesorado joven, con inquietud y llenos de ilusión ya que se estaba produciendo en el país un importante cambio político y social. Desde aquel curso hasta la actualidad, el espíritu de renovación y formación continua del profesorado ha seguido constantemente. La adaptación a las nuevas tecnologías así como a las nuevas metodologías lo consideramos clave en nuestro trabajo.

El Colegio asume el respeto a los derechos y libertades fundamentales y pretende una educación en la tolerancia y en la libertad.

 

B.-NÚMERO DE ALUMNOS-PROFESORES Y PAS

Actualmente contamos con 365 alumnos distribuidos en las etapas desde Infantil a Bachillerato.

El Claustro está formado por 27 profesores, contando con una orientadora responsable del Departamento de Orientación y del correspondiente personal de Administración (1) y de Servicios (2).

C.-ENTORNO HUMANO Y SOCIAL

            Los alumnos que se matriculan en el Colegio Antonio Machado proceden de los barrios que por zona les corresponde Miralbueno, Delicias, Vía Hispanidad y de los pueblos del corredor de la carretera de Logroño tales como Casetas, Utebo, Garrapinillos.

El nivel de formación de las familias podría considerarse medio y en cuanto a su ocupación es variada desde funcionarios a autónomos.

El rendimiento académico de los alumnos se puede considerar medio con unas tasas de fracaso escolar bajas.

No tenemos absentismo escolar.

1.- ANÁLISIS DE LA SITUACIÓN ACTUAL DE LA CONVIVENCIA EN EL COLEGIO

            Al escolarizar un abanico tan amplio de edades, la situación hay que diferenciarla claramente por etapas:

  • – La situación tanto a juicio de las familias como de los profesores es buena. La conflictividad es escasa y cuando ocurren algunos problemas derivados del juego y de la propia interacción, se solucionan con la explicación dialogada a los niños y en algunas ocasiones en entrevistas con los padres.
  • – Igual que en Infantil, la situación es bastante buena y los conflictos que surgen son los derivados principalmente de los juegos en el patio de recreo. En el Tercer ciclo se observa que las normas de educación entre ellos comienzan a desviarse y el trato debemos cuidarlo. Los problemas que surgen se suelen resolver mediante el dialogo con los alumnos en Tutoría, entrevistas con las familias y en determinados casos con pequeños castigos durante la hora de recreo.
  • -Observamos que cada año suceden más incidentes entre iguales que aunque se intentan resolver a través de las tutorías cada año cuestan más. La situación que con más frecuencia se tiene son las conductas disruptivas en las aulas que impiden el normal desarrollo de las clases, entre estas conductas encontramos: desinterés falta de atención, risas, no respeto del turno de palabra, etc. Últimamente también se están presentando situaciones de mal uso de redes sociales entre los alumnos fuera del horario escolar pero que repercuten directamente en nuestro Centro. No tenemos absentismo escolar. Las faltas de asistencia o/y de puntualidad se justifican bien mediante la agenda bien mediante llamada telefónica.
  • – No se puede hacer más que un único comentario y es el de comportamiento respetuoso y adecuado al nivel de estudios que realizan.

 

2.- OBJETIVOS GENERALES Y PRIORIDADES EDUCATIVAS EN RELACIÓN A LA CONVIVENCIA.

Para la sociedad, la educación es el medio de transmitir y, al mismo tiempo, de renovar la cultura y el acervo de conocimientos y valores que la sustentan, de extraer las máximas posibilidades de sus fuentes de riqueza, de fomentar la convivencia democrática y el respeto a las diferencias individuales, de promover la solidaridad y evitar la discriminación, con el objetivo fundamental de lograr la necesaria cohesión social (LEY ORGÁNICA 2/2006, de 3 de mayo, de Educación.)

El conflicto forma parte de la vida en sociedad. El ser humano ha enfrentado el conflicto y ha ideado diferentes formas de solución, desde las más primitivas hasta las más elaboradas en los tiempos actuales. El conflicto surge siempre que alguien percibe que uno o varios de sus fines, propósitos, preferencias o modos para alcanzarlos es amenazado por las intenciones o actividades de una o varias de las otras partes.

Se habla específicamente de conflicto social/escolar cuando dos o más personas (o grupos) intentan poseer el mismo objeto, ocupar el mismo espacio o la misma posición privativa, desempeñar papeles incompatibles, defender objetivos opuestos o utilizar medios que se excluyan mutuamente para alcanzar sus objetivos. Es necesario responder adecuadamente desde los centros a las nuevas circunstancias sociales y a la realidad de la vida escolar.

Nuestra propuesta identifica, en primer lugar, la tipología, normas y principios que recogen los derechos y deberes, pero muestra los elementos esenciales para la prevención y resolución de conflictos; supone desarrollar la autoconfianza, conocer derechos y deberes, captar cómo se identifican unas normas de conducta, aprender a vivir en sociedad y a tomar decisiones, disfrutar de la vida, prepararse para vivir en paz, desarrollar una actitud de no violencia y tolerancia, aprender formas constructivas de relacionarse con los demás, a ser asertivo y a controlar los propios sentimientos.

Los alumnos, especialmente los que se encuentran en los tramos de preadolescencia y adolescencia, se muestran intranquilos, a veces volubles en su estado de ánimo, críticos ante la autoridad de los adultos y ante las normas; no obstante muestran en sus actitudes y comportamientos la necesidad de una autoridad (bien ejercida, no autoritarismo) que manifieste rigor, fortaleza y seguridad en la aplicación de normas que garanticen principios de respeto, de equidad, de justicia que hagan posible la convivencia de todos, reconociendo algunas formas de diferencia cultural y social como valores que pueden enriquecer al grupo. Deberemos reconocer la importancia del modelado de conductas, aprendizaje por observación. Esta teoría del aprendizaje nos advierte sobre la importancia que la observación en el entorno y los medios de comunicación de comportamientos vandálicos, agresivos e intolerantes posee en las personas, especialmente en proceso de formación. De la misma manera, la observación rigurosa de actitudes y comportamientos de respeto, ayuda, colaboración, intercambio y solidaridad puede ejercer el efecto contrario.

En suma, será preciso comprender, aplicar y valorar aspectos como:

  • Tipos de conflicto a los que deberemos responder.
  • Formas de prevenir el conflicto que ejercitaremos.
  • Normas de conducta específicas para enfrentar situaciones de conflicto.

 

Nuestro plan de convivencia tiene como finalidad la mejora de la comunicación entre los distintos agentes de la comunidad educativa y el desarrollo de valores democráticos y de ciudadanía como la tolerancia, la apreciación de la diversidad y el diálogo, el fomento de la participación de todos ellos en las actividades académicas y en otras acciones, como método más eficaz de prevención y resolución de situaciones de conflicto y violencia.

Además, para su elaboración tomamos como referentes la educación para la paz, los derechos humanos, el aprendizaje de una ciudadanía democrática, la tolerancia, la prevención de la violencia y la mejora de la convivencia escolar, concretados en los siguientes objetivos:

  • Implicar a la comunidad educativa en los procesos de reflexión y acción que ayuden a prevenir conflictos de convivencia en el centro.
  • Sensibilizar a la comunidad educativa sobre su papel activo e implicación para reconocer, evitar y controlar los conflictos de convivencia en el centro.
  • Favorecer la escucha activa y la toma de decisiones por consenso.
  • Promover la participación y difusión de las estrategias y dispositivos de ayuda existentes, tanto en el centro como en el entorno.
  • Establecer cauces y procedimientos que faciliten la expresión pacífica de las tensiones y las discrepancias, así como el aprendizaje de técnicas y estrategias en resolución de conflictos de forma no violenta y a través de la mediación, entre otras estrategias.
  • Mejorar el clima de convivencia en el centro en beneficio de una educación de calidad.
  • Establecer, incrementar y consolidar las relaciones del centro con otros agentes externos: unidades y servicios de las diferentes administraciones públicas, asociaciones y entidades sin ánimo de lucro.

También contemplamos en nuestro plan de convivencia la posible relación con los diferentes sectores institucionales y sociales del entorno que puedan participar en él: el Centro Aragonés de Recursos para la Educación Intercultural (CAREI), la Asesoría de Convivencia Escolar, el Programa de Prevención del Absentismo Escolar (PAE), la Unidad de Violencia contra la mujer, los servicios sociales de base y otros.

  1. LEGISLACIÓN VIGENTE

Nuestro punto de partida va ser la Legislación vigente sobre este tema:

  • Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación.
  • Acuerdo para la mejora de la convivencia escolar en los centros educativos de Aragón. 18 de febrero de 2008. (Anexo I)
  • DECRETO 73/2011, de 22 de marzo, del Gobierno de Aragón, por el que se establece la Carta de derechos y deberes de los miembros de la comunidad educativa y las bases de las normas de convivencia en los centros educativos no universitarios de la Comunidad Autónoma de Aragón. (Anexo II)
  • Orden de 9 de mayo de 2016 por la que se regula el I Plan Integral contra el acoso escolar en Aragón. (BOA 17/08/2016). (Anexo III)
  • DECRETO 188/2017, de 28 de noviembre, del Gobierno de Aragón, por el que se regula la respuesta educativa inclusiva y la convivencia en las comunidades educativas de la Comunidad Autónoma de Aragón.
  • ORDEN ECD/1003/2018, de 7 de junio, por la que se determinan las actuaciones que contribuyen a promocionar la convivencia, igualdad y la lucha contra el acoso escolar en las comunidades educativas aragonesas.

Esta legislación debe darse a conocer a toda la comunidad educativa, profesores, alumnos, familias y otro personal del centro escolar. Se hará publicándola en la página web del colegio y en el tablón de anuncios. En clase se trabajarán los aspectos más importantes y también se tratará este tema en las reuniones de padres.

Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación.

En su artículo 17, referido a los objetivos de la etapa de Educación Primaria, se establece que se contribuirá a desarrollar en los niños y niñas las capacidades que les permitan conocer y apreciar los valores y las normas de convivencia, aprender a obrar de acuerdo con ellas, prepararse para el ejercicio activo de la ciudadanía y respetar los derechos humanos, así como el pluralismo propio de una sociedad democrática. En otro apartado del mismo artículo se señala la adquisición de habilidades para la prevención y para la resolución pacífca de confictos que les permitan desenvolverse con autonomía en el ámbito familiar y doméstico, así como en los grupos sociales con los que se relacionan.

La misma Ley establece, en su artículo 23, que uno de los objetivos de la etapa de Educación Secundaria Obligatoria es la preparación del alumnado para asumir responsablemente sus deberes, conocer y ejercer sus derechos en el respeto a los demás, practicar la tolerancia, la cooperación y la solidaridad entre las personas y grupos, ejercitarse en el diálogo afanzando los derechos humanos como valores comunes de una sociedad plural y prepararse para el ejercicio de la ciudadanía democrática.

Así mismo, en el artículo 33, establece que uno de los objetivos del Bachillerato es ayudar al alumnado a consolidar una madurez personal y social que les permita actuar de forma responsable y autónoma y resolver pacífcamente los confictos personales, familiares y sociales.

Y, en el mismo sentido, en el artículo 40, establece como objetivo para el alumnado de Formación profesional el de formarse en la prevención de confictos y en la resolución pacífca de los mismos en todos los ámbitos de la vida personal, familiar y social, con especial atención a la prevención de la violencia de género.

Esta misma Ley, en el artículo 121 señala que el proyecto educativo del centro recogerá los valores, los objetivos y las prioridades de actuación que establezca el Consejo Escolar e incorporará, entre otros documentos, el Plan de Convivencia respetando el principio de no discriminación y de inclusión educativa como valores fundamentales.

DECRETO 73/2011, de 22 de marzo, del Gobierno de Aragón, por el que se establece la Carta de derechos y deberes de los miembros de la comunidad educativa y las bases de las normas de convivencia en los centros educativos no universitarios de la Comunidad Autónoma de Aragón.

Artículo 38. Principios generales de la convivencia escolar.

  1. La convivencia escolar deberá tener como referentes generales los principios establecidos por la Constitución Española y las leyes orgánicas que desarrollan el derecho a la educación, el Estatuto de Autonomía de Aragón y la legislación que de él dimana, la Declaración

Universal de los Derechos Humanos y los tratados y acuerdos internacionales en materia educativa ratificados por España.

  1. En particular, la convivencia en los centros docentes deberá basarse en los siguientes principios:
  2. a) El respeto a sí mismo y a los demás.
  3. b) El ejercicio responsable de los derechos y el cumplimiento de los deberes establecidos por este decreto por parte de todos y cada uno los componentes de la comunidad educativa.
  4. c) La valoración y el respeto a las normas de funcionamiento, los principios democráticos, así como a comportarse de acuerdo con ellos.
  5. d) La promoción de la cultura democrática en los centros docentes.
  6. e) La igualdad de los derechos de todas las personas y colectivos, en particular entre hombres y mujeres, la valoración de las diferencias y el rechazo de los prejuicios.
  7. f) Los procesos de enseñanza y aprendizaje deben desarrollarse en un clima de respeto mutuo.
  8. g) La mediación escolar y la conciliación, fundamentadas en el diálogo, la inclusión y la cooperación, como principales prácticas para la mejora de las relaciones y la resolución de los conflictos.
  9. h) La importancia y valor de las actuaciones y medidas de carácter preventivo como medio de educación para la convivencia, y su importante contribución al desarrollo de la educación en valores.
  10. i) La participación, la comunicación, el encuentro y el diálogo entre los miembros de cada comunidad educativa como fórmula primordial para conseguir un buen clima de entendimiento y de confianza mutua y para lograr su implicación en los procesos educativos y en la mejora continua de la convivencia escolar.

Artículo 43. Reglamento de régimen interior y normas de convivencia.

  1. Los centros docentes establecerán en su Reglamento de régimen interior sus normas de convivencia mediante las cuales podrán concretar los derechos y deberes de los miembros de la comunidad educativa y las medidas correctoras de las conductas de los alumnos contrarias a dichas normas, de acuerdo con lo que se establece en este decreto.
  2. El Reglamento de régimen interior deberá establecer los procedimientos de comunicación a las familias de las faltas de asistencia a clase de los alumnos, y las correspondientes autorizaciones o justificaciones para los casos de inasistencia cuando éstos sean menores de edad no emancipados.
  3. El proceso de enseñanza y aprendizaje debe desarrollarse en un clima de diálogo, respeto, aceptación y cumplimiento de las normas de convivencia. En este sentido, los centros podrán establecer en su Reglamento de régimen interior limitaciones para que los alumnos utilicen teléfonos móviles y otros dispositivos electrónicos en el recinto escolar, siempre que no sean necesarios para el desarrollo de las actividades educativas, y las medidas correctoras que se aplicarían en caso de incumplimiento.

Artículo 44. Elaboración de las normas.

  1. El equipo directivo impulsará la elaboración o modificación de las normas de convivencia del centro.
  2. Las normas de convivencia del centro, así como sus posibles modificaciones, serán elaboradas por la Comisión de convivencia, con las aportaciones de la comunidad educativa, informadas por el Claustro y aprobadas por el Consejo escolar de acuerdo con lo establecido por el Departamento competente en materia de educación no universitaria.
  3. Las normas de convivencia específicas de cada aula podrán ser elaboradas, revisadas y aprobadas anualmente por el profesorado y el alumnado del aula correspondiente, coordinados por el tutor de cada grupo.

El Consejo escolar, a través de la Comisión de convivencia, velará por que dichas normas sean coherentes con las establecidas con carácter general para todo el centro.

Artículo 45. Aplicación, difusión y seguimiento del Reglamento de régimen interior y de las normas de convivencia.

  1. Una vez aprobadas, las normas de convivencia del centro serán de obligado cumplimiento para toda la comunidad educativa.
  2. La dirección del centro, el Claustro de profesores y el Consejo escolar, a través de su Comisión de convivencia, velarán por el cumplimiento de las normas establecidas.
  3. La dirección del centro llevará a cabo las actuaciones necesarias para difundir su Reglamento de régimen interior y las normas de convivencia en la comunidad educativa.

Artículo 46 La Comisión de convivencia.

Comisión de convivencia, compuesta por representantes del alumnado, del profesorado, de las familias y del personal de administración y servicios y, en el caso de los centros concertados del titular del centro, todos ellos en la misma proporción en la que se encuentran representados en el Consejo, y será presidida por el director. La Comisión de convivencia estará asesorada por los profesionales de la orientación educativa que intervienen en el centro.

TÍTULO III

Corrección de conductas del alumnado contrarias a la convivencia escolar

Artículo 52. Principios generales.

  1. Los centros pondrán especial énfasis en la prevención de las conductas contrarias a la convivencia mediante el desarrollo de las actuaciones y medidas contempladas en su Plan de convivencia y en su Plan de orientación y acción tutorial.
  2. Las normas de convivencia del centro, recogidas en su Reglamento de régimen interior, establecerán las correcciones que correspondan a las conductas de los alumnos que incumplan las citadas normas, de acuerdo con lo establecido en este decreto.
  3. La dirección del centro, el profesorado y la Comisión de convivencia de los centros docentes difundirán las normas de convivencia entre todos los miembros de su comunidad educativa.
  4. Los procesos de corrección de las conductas del alumnado contrarias a la convivencia escolar forman parte de su proceso educativo, por lo que las correcciones que se apliquen por el incumplimiento de las normas de convivencia deben:
  5. a) Tener un carácter educativo y recuperador y garantizar el respeto a los derechos de todo el alumnado.
  6. b) Contribuir a que el alumno corregido asuma el cumplimiento de sus deberes y a que mejoren sus relaciones con todos los miembros de la comunidad escolar y su integración en el centro educativo.
  7. c) Ser proporcionales a la gravedad de la conducta corregida.
  8. El diálogo, la mediación y la conciliación serán las estrategias habituales y preferentes para la resolución de los conflictos en el ámbito escolar.
  9. En los casos en que fuera necesario, se realizará la oportuna asistencia y orientación psicopedagógica a víctimas y agresores.
  10. Los incumplimientos de las normas de convivencia serán valorados, antes de la imposición de la corrección, teniendo presentes la edad y las circunstancias personales, familiares o sociales del alumno corregido.
  11. Ningún alumno podrá ser privado del ejercicio de su derecho a la educación, ni, en el caso de la educación obligatoria, de su derecho a la escolaridad.
  12. No podrán imponerse correcciones contrarias a la integridad física y a la dignidad personal del alumnado.
  13. En el caso de alumnos menores de edad no emancipados, sus padres o representantes legales deberán tener puntual información sobre las correcciones de conductas que les afecten en los términos previstos en el presente decreto y en el Reglamento de régimen interior del centro educativo en el que estén escolarizados.

Artículo 53. Circunstancias que reducen o acentúan la responsabilidad.

  1. A efectos de la valoración de la gravedad de una conducta contraria a la convivencia, se considerarán circunstancias que reducen la responsabilidad:
  2. a) El reconocimiento espontáneo de la incorrección de la conducta.
  3. b) La falta de intencionalidad.
  4. c) La petición de disculpas por su conducta.
  5. d) La reparación voluntaria de los daños causados.
  6. A efectos de la valoración de la gravedad de una conducta contraria a la convivencia, se considerarán circunstancias que acentúan la responsabilidad:
  7. a) La premeditación.
  8. b) La reiteración de conductas contrarias a la convivencia.
  9. c) Las ofensas de palabra y obra y los daños causados a los compañeros y al profesorado, incluyendo las realizadas por medios virtuales, en particular a alumnos menores de edad o recién incorporados al centro.
  10. d) La publicidad de las conductas contrarias a la convivencia, incluyendo las realizadas a través de las tecnologías de la información y la comunicación.
  11. e) Cualquier acto que suponga menosprecio o discriminación por razón de raza, sexo, orientación sexual e identidad de género, capacidad económica, nivel social, convicciones políticas, morales o religiosas, así como por discapacidad, o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.
  12. f) La incitación o estímulo a una actuación colectiva que pueda resultar lesiva para los derechos de los miembros de la comunidad educativa.
  13. g) La realización de las conductas contrarias a la convivencia en presencia de público o por parte dos o más alumnos.

  

DECRETO 188/2017, de 28 de noviembre, del Gobierno de Aragón, por el que se regula la respuesta educativa inclusiva y la convivencia en las comunidades educativas de la Comunidad Autónoma de Aragón.

Contempla la convivencia como una dimensión fundamental en la dinámica de los centros educativos, que influye poderosamente en los procesos de enseñanza y aprendizaje, ya que dichos procesos se desarrollan en el marco de las relaciones humanas, y actúa como elemento preventivo de reconocimiento, respeto y valoración de las diferencias individuales así como de intervención ante cualquier tipo de discriminación o violencia.

 

ORDEN ECD/1003/2018, de 7 de junio, por la que se determinan las actuaciones que contribuyen a promocionar la convivencia, igualdad y la lucha contra el acoso escolar en las comunidades educativas aragonesas.

La inclusión debe ser el eje vertebrador desde el que articular las decisiones que los centros educativos tomen y que afectan a toda la comunidad educativa. La inclusión de la diversidad genera una buena convivencia y la buena convivencia exige la inclusión de todos y todas.

 El centro educativo se constituye como el escenario natural en el que conviven todas las diversidades, y es en esa convivencia diaria donde se aprende a respetar las diferencias, a relativizar puntos de vista y posiciones, a derribar los prejuicios y a construir un centro más plural y rico en lo individual y en lo social.

Un centro inclusivo que fomenta la participación efectiva de toda la comunidad educativa, está propiciando el desarrollo del bienestar de todas las personas y ese buen clima, sin duda, repercute en la mejora del proceso de enseñanza y aprendizaje. Toda la comunidad educativa debe implicarse en los procesos de reflexión y acción que ayuden a sensibilizar y visibilizar los escenarios y las diversidades que conviven actualmente en los centros educativos.

  1. REGLAMENTO DE RÉGIMEN INTERNO

En la educación se transmiten y ejercitan los valores que hacen posible la vida en sociedad y se adquieren los hábitos de convivencia y de respeto mutuo. Por ello, la formación en el respeto de los derechos y libertades fundamentales y en el ejercicio de la tolerancia y de la libertad dentro de los principios democráticos de convivencia es uno de los fines primordiales que debe perseguir el sistema educativo desde cada centro.

Las normas de convivencia del centro se recogen en los derechos y deberes del alumno y deben propiciar el clima de responsabilidad, de trabajo y esfuerzo, que permita que todos los alumnos obtengan los mejores resultados del proceso educativo y adquieran los hábitos y actitudes recogidos en la legislación vigente.

Desde esta concepción es necesario que el alumno perciba que las normas de convivencia no son ajenas al centro y que son de obligado cumplimiento para todos los alumnos del centro. Han sido elaboradas por el equipo directivo del centro, informadas por su Claustro de profesores y aprobadas por el Consejo Escolar. Posteriormente, deberán ponerse en conocimiento de los padres o tutores de los alumnos.

El objetivo último que perseguimos desde este plan, con la colaboración de todos los sectores de la comunidad educativa, es alcanzar un marco de convivencia y autorresponsabilidad que haga prácticamente innecesaria la adopción de medidas disciplinarias. En todo caso, cuando estas resulten inevitables, las correcciones deberán tener un carácter educativo y deberán contribuir al proceso general de formación y recuperación del alumno.

El Consejo Escolar es el órgano competente para la resolución de los conflictos y para facilitar dicho cometido está la Comisión de Convivencia, la cual adoptará las medidas preventivas necesarias con el fin de garantizar los derechos de los alumnos e impedir la comisión de hechos contrarios a las normas de convivencia del centro, sin perjuicio de las sanciones que puedan imponer el profesorado y el director. Con este fin se potenciará la comunicación constante y directa con los padres o representantes legales de los alumnos.

El Consejo Escolar elaborará, siempre que lo estime oportuno y, en todo caso, una vez al año, un informe que formará parte de la memoria de final de curso sobre el funcionamiento del centro, en el que se evaluarán los resultados de la aplicación de las normas de convivencia, dando cuenta del ejercicio por los alumnos de sus derechos y deberes, analizando los problemas detectados en su aplicación efectiva y proponiendo la adopción de las medidas oportunas.

Las correcciones que hayan de aplicarse por el incumplimiento de las normas de convivencia tendrán un carácter educativo y recuperador, deberán garantizar el respeto a los derechos del resto de los alumnos y procurarán la mejora en las relaciones de todos los miembros de la comunidad educativa. Las faltas de disciplina las clasificaremos en leves, graves y muy graves, y los órganos competentes para la adopción de las sanciones correspondientes son:

  • Para las faltas leves: todos los profesores y el tutor, dando cuenta de ello al director.
  • Para las faltas graves: Los profesores del alumno, su tutor y el director (en caso de expulsión).
  • Las faltas muy graves corresponden al director del centro.

En la corrección de tales incumplimientos se deberá tener en cuenta que:

  • Ningún alumno podrá ser privado del ejercicio de su derecho a la educación, ni, en el caso de la educación obligatoria, de su derecho a la escolaridad.
  • No podrán imponerse correcciones contrarias a la integridad física y a la dignidad personal del alumno.
  • La imposición de las correcciones respetará la proporcionalidad con la conducta del alumno y deberá contribuir a la mejora de su proceso educativo.
  • Los órganos competentes para la instrucción del expediente o para la imposición de correcciones deberán tener en cuenta la edad del alumno, tanto en el momento de decidir su incoación o sobreseimiento como a efectos de graduar la aplicación de la sanción cuando proceda.
  • Se tendrán en cuenta las circunstancias personales, familiares o sociales del alumno y otros factores que pudieran haber incidido en la aparición de las conductas o actos contrarios a las normas, antes de resolver el procedimiento corrector. A estos efectos, se podrán solicitar los informes que se estimen necesarios sobre las aludidas circunstancias y recomendar, en su caso, a los padres o a los representantes legales del alumno o a las instancias públicas competentes, la adopción de las medidas necesarias.
  • Se deberán tener en cuenta las secuelas psicológicas y sociales de los agredidos, así como la alarma o repercusión social creada por las conductas sancionables.
  • Las sanciones deberán ser proporcionales a la naturaleza y gravedad de las faltas cometidas, y deberán contribuir a la mejora del clima de convivencia del centro.
  • Los alumnos que, individual o colectivamente, causen daños de forma intencionada o por negligencia a las instalaciones del centro o su material, quedan obligados a reparar el daño causado o hacerse cargo del coste económico de su reparación. Igualmente, los alumnos que sustraigan bienes del centro deberán restituir lo sustraído. En todo caso, los padres o representantes legales de los alumnos serán responsables civiles en los términos previstos en las leyes. La reparación económica no eximirá de la sanción correspondiente.
  • Asimismo, cuando un alumno incurra en conductas tipificadas como agresión física o moral a sus compañeros o demás miembros de la comunidad educativa, este deberá reparar el daño moral causado mediante la presentación de excusas y el reconocimiento de la responsabilidad en los actos, bien en público o bien en privado, según corresponda por la naturaleza de los hechos y de acuerdo con lo que determine el órgano competente para imponer la corrección.
  • La falta a clase de modo reiterado puede provocar la imposibilidad de la aplicación correcta de los criterios generales de evaluación y la propia evaluación continua. Aparte de las correcciones que se adopten en el caso de las faltas injustificadas, a juicio del tutor, es necesario establecer el número máximo de faltas por curso, área y materia y los sistemas extraordinarios de evaluación previstos para estos alumnos.

4.1.-Las normas de convivencia propuestas en nuestro centro son:

NORMAS BÁSICAS DE  CONVIVENCIA Y ORGANIZACIÓN

Para el correcto funcionamiento de nuestro Colegio y para que podamos conseguir una buena convivencia y una enseñanza de calidad, existen una serie de normas que han de ser cumplidas por todos:

  1. La convivencia en el Centro se basa en el respeto mutuo. Profesores y alumnos deben ser especialmente cuidadosos en el trato.
  2. La puntualidad es esencial para el buen funcionamiento.
  3. Los alumnos esperarán en el patio hasta la hora de clase y subirán a las aulas al oír la indicación de entrada.
  4. Las ausencias deben justificarse mediante nota escrita de los padres o tutores legales o bien mediante llamada telefónica a secretaría.
  5. Los retrasos por enfermedad o consulta médica deben justificarse.
  6. Las subidas y bajadas de clase deben realizarse por la escalera indicada y con orden, ni antes ni después de la hora marcada. Se evitarán carreras, gritos o arrastrar la mochila.
  7. Las aulas y en general todo el colegio, deben permanecer limpios; se debe evitar tirar papeles, bocadillos, batidos u otros objetos.
  8. No se debe comer ni beber en clase chicles, bocadillos, chucherías, zumos…
  9. Los encargados de clase son los responsables del orden en las clases (deben asegurarse de que las ventanas queden cerradas, la luz apagada, las sillas en alto y el suelo sin papeles). Deben acudir a Dirección si pasados cinco minutos no llegará el profesor correspondiente.
  10. Durante los cambios de clase no se debe salir de clase y se debe tener un comportamiento correcto.
  11. Debes respetar tanto las pertenencias personales como las de tus compañeros así como las instalaciones, material y mobiliario. Las sustracciones y/o desperfectos correrán a cargo de los responsables ya sea tanto a nivel económico como disciplinario.
  12. En tiempo de recreo no se deberá permanecer ni en los pasillos ni en las clases (no se debe estar en clase para cumplir un castigo ni preparar controles sin la presencia de un profesor).
  13. Se deben evitar los juegos que supongan riesgo físico.
  14. Está prohibido el uso de cualquier aparato electrónico (móviles, mp3, mp4, etc.) en cualquier dependencia del Colegio. Al alumno que los utilice se le retirará y será devuelto a los padres a la semana.
  15. Está prohibido por ley fumar en cualquier dependencia del Colegio. Así mismo está prohibido llevar tabaco y/o mechero en los bolsillos.
  16. Está prohibida la salida del Colegio durante los recreos a no ser por causas justificadas y siempre con permiso escrito de los padres o tutores legales.
  17. No deberán entrar a clase a los padres o familias de alumnos. Deben esperar a la salida. Así mismo ningún padre debe entrar a las aulas si no es acompañado por un profesor del Centro.
  18. Al colegio se debe venir bien vestido y aseado. La vestimenta debe guardar las normas de decoro y buenas costumbres, estar en concordancia con la actividad que se realiza en el Colegio. Queda prohibido acudir al Colegio con prendas de vestir propias de otras actividades, playa o piscina, llevar en el interior del recinto  gorras o viseras que cubran la cabeza, etc. No se podrá llevar vestimenta alguna que deje al descubierto la ropa interior.
  19. Los alumnos que utilizan el servicio de transporte escolar deberán hacer uso del mismo con el debido orden y comportamiento. En caso de producirse desperfectos, el responsable se hará cargo de su coste y perderá el derecho a utilizar el transporte escolar durante el tiempo que se determine en función del grado del daño ocasionado. Igualmente se sancionará con la prohibición del uso del transporte escolar las faltas de respeto, ofensas, convivencia,..
  20. Se deben respetar unas normas elementales de educación (llamar a la puerta antes de entrar, no dar portazos, hablar en un tono de voz moderado, pedir las cosas por favor, ceder el paso, no escupir…). En los pasillos, al igual que en el resto del Centro, se debe tener un comportamiento cívico y por lo tanto no se debe gritar, correr, sentarse en el suelo o jugar. Se deben evitar las palabras malsonantes, los apodos, insultos, burlas bromas pesadas y peleas.
  21. En el Centro no están permitidos actos que pertenecen al ámbito de la vida privada. La conducta pública se rige por pautas distintas de las propias del comportamiento en privado.
  22. El horario de recogida de los alumnos en el patio es a las 16:50 dado que hasta esa hora se está impartiendo clases de Educación Física.
  23. Se recuerda que existen dos puertas de entrada y es necesario respetar el aparcamiento y el horario de salida de los autobuses.
  24. Para el buen funcionamiento del Centro y dada la gran cantidad de familias que vienen recoger a sus hijos, se ha acordado la siguiente organización:
  • Infantil: se recogerá a los alumnos en la puerta principal, en la escalera saliendo a la derecha.
  • De 1º a 4º de Ed. Primaria, los alumnos esperarán a sus familias en la zona cubierta del patio.
  • 5º, 6º de Ed. Primaria y Secundaria, esperarán en el campo de fútbol.

OBSERVACIÓN IMPORTANTE:

  • SE CONSIDERA FALTA GRAVE O MUY GRAVE

“La utilización inadecuada de las tecnologías de la información y la comunicación para atentar contra la dignidad de cualquiera de los miembros de la comunidad educativa, dentro o fuera del recinto escolar.”

(Utilización de las Redes Sociales, chat, etc)

A efectos de la gradación de las correcciones:

Se considerarán circunstancias atenuantes:

  • El arrepentimiento espontáneo de su conducta incorrecta.
  • La falta de intencionalidad.
  • La reparación inmediata del daño causado.
  • Se considerarán circunstancias agravantes:
    • La premeditación y la reiteración.
    • Causar daño, injuria u ofensa a los compañeros de menor edad o a los recién incorporados al centro.
    • El uso de la violencia, de actitudes amenazadoras, desafiantes o irrespetuosas, de menosprecio continuado y de acoso dentro o fuera del centro.
    • Cualquier acto que atente contra la igualdad de oportunidades o contra el derecho a no ser discriminado por razón de nacimiento, raza, sexo, convicciones políticas, morales o religiosas, así como por padecer discapacidad física o psíquica, o por cualquier otra condición personal o circunstancia social.
    • Los actos realizados en grupo que atenten contra los derechos de cualquier miembro de la comunidad educativa.

Podremos corregir los actos contrarios a las normas de convivencia del centro realizados por los alumnos en el recinto escolar o durante la realización de actividades complementarias y extraescolares. Asimismo, podremos corregir las actuaciones o conductas del alumno que se hayan realizado fuera del recinto escolar, que estén motivadas o directamente relacionadas con la vida escolar y afecten a sus compañeros o a otros miembros de la comunidad educativa.(Art.55, Decreto 73/2011).

 

4.2.- Corrección de conductas contrarias a las normas de convivencia del Colegio

Cualquier infracción a las normas de conducta anteriormente mencionadas, se calificará como falta leve y se corregirá de forma inmediata. Las correcciones de este tipo de conductas podrán ser decididas por los profesores del alumno, oído este, el tutor y el director, aunque serán comunicadas a la Comisión de Convivencia del Consejo Escolar del centro.

Estas conductas prescribirán en el plazo de veinte días lectivos, contados a partir de la fecha de su comisión; y las correcciones impuestas prescribirán a la finalización del curso escolar.

El alumno, o sus padres o representantes legales, podrán mostrar su desacuerdo con la aplicación de las mismas, en el plazo de dos días lectivos, mediante escrito dirigido al director del Colegio, que tras analizar y valorar las alegaciones presentadas, ratificará o rectificará la medida correctora.

4.2.1. Conductas contrarias a las normas de convivencia del centro o faltas leves

Las conductas contrarias a las normas de convivencia del centro o faltas leves (especificadas al final de este documento) podrán ser corregidas  mediante procesos de mediación o por las medidas correctoras que se enumeran a continuación siempre que no se opongan a lo establecido en el Decreto 73/2011, con:

  • La amonestación verbal y privada o por escrito.
  • Expulsión de la sesión de clase con comparecencia inmediata ante el Profesor de guardia, la privación del tiempo de recreo o cualquier otra medida similar de aplicación inmediata.
  • Realización de trabajos específicos en horario no lectivo.
  • La retirada del teléfono móvil o del aparato o dispositivo electrónico utilizado hasta la recogida de este por parte de los padres, pasada una semana.
  • Realización de tareas que contribuyan a la mejora y desarrollo de las actividades del centro o, si procede, dirigidas a reparar el daño causado a las instalaciones o al material del centro o a las pertenencias de otros miembros de la comunidad educativa.
  • Suspensión del derecho a participar en las actividades extraescolares o complementarias del centro.
  • Suspensión del derecho de asistencia a determinadas clases por un plazo máximo de cinco días. Durante el tiempo que dure la suspensión, el alumno deberá realizar los deberes o trabajos que se determinen para evitar la interrupción en el proceso formativo.
  • Suspensión del derecho de asistencia al centro por un plazo máximo de cinco días lectivos. Durante el tiempo que dure la suspensión, el alumno deberá realizar los deberes o trabajos que se determinen para evitar la interrupción en el proceso formativo.

 

4.2.2. Conductas gravemente perjudiciales para la convivencia del centro (faltas graves) 

Calificaremos como faltas graves para la convivencia del centro las siguientes:

  1. Las faltas reiteradas de puntualidad o de asistencia a clase que, a juicio del tutor, no estén justificadas.
  2. Las conductas que impidan o dificulten a otros compañeros el ejercicio del derecho o el cumplimiento del deber del estudio.
  3. Los actos de incorrección o desconsideración con compañeros u otros miembros de la comunidad escolar.
  4. Los actos de indisciplina y los que perturben el desarrollo normal de las actividades del centro.
  5. La agresión física o moral grave a miembros de la comunidad educativa o la discriminación grave.
  6. El acoso o la violencia contra personas, así como la incitación a realizar dichas acciones.
  7. Las actuaciones perjudiciales para la salud de los miembros de la comunidad educativa.
  8. La exhibición de símbolos o emblemas y la realización de actos que inciten a la violencia o que atenten contra la dignidad de las personas y contra los derechos humanos.
  9. La utilización inadecuada de las tecnologías de la información y la comunicación para atentar contra la dignidad de cualquiera de los miembros de la comunidad educativa, dentro o fuera del recinto escolar.
  10. Los daños causados en las instalaciones o el material del centro.
  11. La suplantación de personalidad en actos de la vida docente y la falsificación o sustracción de documentos académicos o docentes.
  12. Los daños causados en los bienes o pertenencias de los miembros de la comunidad educativa.
  13. La incitación o estímulo a la comisión de una falta contraria a las normas de conducta.
  14. La sustracción de materiales o equipamientos del Colegio o de pertenencias de los demás miembros de la comunidad educativa de gran valor educativo o económico.
  15. Cualquier otra incorrección de igual gravedad que altere el normal desarrollo de la actividad escolar que no constituya falta muy grave, según Decreto 73/2011.
  16. La reiteración en el mismo trimestre de dos o más faltas leves.
  17. El incumplimiento de la sanción impuesta por la comisión de una falta leve.

La sanción por inasistencia injustificada a una determinada clase será impuesta por el profesor de la misma, por el tutor o por el director. Cuando la inasistencia se produzca en toda una jornada escolar, la sanción será impuesta por el tutor o por director, sin perjuicio de las que puedan imponer los respectivos profesores.

Las conductas gravemente perjudiciales para la convivencia del Colegio enumeradas anteriormente podrán ser corregidas con las siguientes medidas correctoras:

  1. Expulsión de la sesión de clase con comparecencia inmediata ante el director, la privación del tiempo de recreo o cualquier otra medida similar de aplicación inmediata.
  2. Permanencia en el centro después del fin de la jornada escolar.
  3. Realización de tareas que contribuyan al mejor desarrollo de las actividades del centro o, si procede, dirigidas a reparar los daños causados y a mejorar el entorno ambiental del centro.
  4. Prohibición temporal de participar en actividades extraescolares o complementarias del centro, por un período máximo de un mes.
  5. Suspensión del derecho de asistencia a determinadas clases durante un periodo superior a cinco días lectivos e inferior a veinte días lectivos.
  6. Suspensión de asistencia al centro por un plazo superior a cinco días e inferior a veinte días lectivos.

Con el fin de no interrumpir el proceso educativo, cuando se apliquen las sanciones previstas en las letras d), e) y f), durante el tiempo que dure la sanción, el alumno realizará las tareas o actividades que determine el profesorado que le imparte clase.

La aplicación de las anteriores medidas correctoras corresponde al director del Colegio a propuesta del instructor del procedimiento corrector y tras la recogida de la información necesaria. El director informara al profesor tutor del alumno corregido, al Consejo Escolar y al Claustro de profesores.

Un alumno podrá ser readmitido en las clases o en el Colegio antes de cumplir todo el tiempo de suspensión si la dirección constata que se ha producido un cambio positivo en su actitud y en su conducta.

Sólo quedará constancia de la corrección de las conductas gravemente perjudiciales para la convivencia a efectos de apreciación de reincidencia de conductas.

La corrección de las conductas gravemente perjudiciales para la convivencia del Centro llevará el siguiente procedimiento:

  • Requiere la instrucción de un procedimiento corrector y podrá realizarse mediante dos procedimientos diferentes: conciliado o común.
  • Se utilizará uno u otro procedimiento dependiendo de las características concretas de la conducta que se va a corregir, de las circunstancias en que se ha producido y de la edad, las circunstancias personales, familiares o sociales del alumno y sus antecedentes en relación con la convivencia escolar.

4.2.3. Conductas muy gravemente perjudiciales para la convivencia del centro (faltas muy graves)

Consideramos faltas muy graves las siguientes:

  1. Los actos graves de indisciplina, desconsideración, insultos, falta de respeto o actitudes desafiantes, cometidos hacia los Profesores y demás personal del centro.
  2. El acoso físico o moral a los compañeros.
  3. El uso de la violencia, las agresiones, las ofensas graves y los actos que atenten gravemente contra la intimidad o las buenas costumbres sociales contra los compañeros o demás miembros de la comunidad educativa.
  4. La discriminación, las vejaciones o las humillaciones a cualquier miembro de la comunidad educativa, ya sean por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, orientación sexual, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social.
  5. La grabación, publicidad o difusión, a través de cualquier medio o soporte, de agresiones o humillaciones cometidas.
  6. Los daños graves causados intencionadamente o por uso indebido en las instalaciones, materiales y documentos del centro o en las pertenencias de otros miembros de la comunidad educativa.
  7. La suplantación de personalidad y la falsificación o sustracción de documentos académicos.
  8. El uso, la incitación al mismo o la introducción en el centro de objetos o sustancias perjudiciales para la salud o peligrosas para la integridad personal de los miembros de la comunidad educativa.
  9. La perturbación grave del normal desarrollo de las actividades del centro y, en general, cualquier incumplimiento grave de las normas de conducta.
  10. La reiteración en el mismo trimestre de dos o más faltas graves.
  11. El incumplimiento de la sanción impuesta por la comisión de una falta grave.

Las faltas muy graves se corregirán con las siguientes sanciones:

  1. Realización de tareas en el centro fuera del horario lectivo, que podrán contribuir al mejor desarrollo de las actividades del centro o, si procede, dirigidas a reparar los daños causados.
  2. Prohibición temporal de participar en las actividades extraescolares o complementarias del centro, por un período máximo de tres meses.
  3. Cambio de grupo del alumno.
  4. Expulsión de determinadas clases por un período superior a cinco días e inferior a dos semanas.
  5. Expulsión del centro por un período superior a cinco días lectivos e inferior a un mes.
  6. Cambio de centro, cuando no proceda la expulsión definitiva por tratarse de un alumno de enseñanza obligatoria.
  7. Expulsión definitiva del centro.

Con el fin de no interrumpir el proceso educativo, cuando se apliquen las sanciones b), d) y e), el alumno realizará las tareas y actividades que determine el profesorado que le imparte clase.

Las sanciones de las letras f) y g) se ejecutarán cuando la gravedad de los hechos cometidos y la presencia del alumno que los cometa en el centro supongan menoscabo de los derechos o de la dignidad para otros miembros de la comunidad educativa. Asimismo, se adoptará esta sanción en caso de agresión física, amenazas o insultos graves a un profesor.

 

4.3..-Procedimiento sancionador

Nuestro plan de convivencia propone un proceso sancionador que facilite la sistematicidad en los momentos de aplicar las sanciones.

Cuando resulte evidente la autoría y los hechos cometidos, sin necesidad de esclarecer los mismos, se aplicará el procedimiento ordinario, pudiendo imponer la sanción de forma inmediata cualquier profesor, el cual lo comunicará al tutor y al director.

En aquellos casos en que sea necesaria la obtención de información para valorar los hechos, deberá respetarse el derecho de audiencia del alumno o de sus representantes legales, con carácter previo a la adopción de la sanción.

La duración total del procedimiento ordinario no excederá desde su inicio de siete días naturales y se deberá dejar constancia escrita de todos los hechos, fundamentos y sanciones impuestas.

Con carácter general, para las faltas muy graves se seguirá el procedimiento especial. El director del centro, con carácter inmediato, en el plazo de dos días lectivos desde que se tuvo conocimiento de la comisión de la falta, incoará el expediente disciplinario, bien por iniciativa propia, bien a propuesta del profesorado, y designará a un instructor, que será un profesor del centro. Como medida provisional, y comunicándolo al Consejo Escolar, podrá decidir la suspensión de asistencia al centro, o a determinadas actividades o clases, por un período no superior a cinco días lectivos. Este plazo será ampliable, en supuestos excepcionales, hasta la finalización del expediente.

La incoación del expediente se comunicará al alumno y/o a sus representantes legales. El instructor esclarecerá los hechos en un plazo no superior a cuatro días y notificará al alumno y a su familia el pliego de cargos así como las sanciones que se podrían imponer, dando un plazo de dos días lectivos para alegar cuanto estimen pertinente.

Concluida la instrucción del expediente, el instructor formulará, en el plazo de dos días lectivos, la propuesta de resolución, que deberá contener los hechos o conductas que se imputan al alumno, la calificación de los mismos, las circunstancias atenuantes o agravantes si las hubiere, y la sanción que se propone.

El instructor dará audiencia al alumno y, si es menor, también a sus padres o representantes legales, para comunicarles la propuesta de resolución y el plazo de dos días lectivos para alegar cuanto estimen oportuno en su defensa. En caso de conformidad y renuncia a dicho plazo, esta deberá formalizarse por escrito.

El instructor llevará al director el expediente completo, y este adoptará la resolución motivada y la notificará al alumno y a sus representantes legales, así como al Consejo Escolar, al Claustro de profesores del centro y a la Inspección educativa. Este procedimiento deberá resolverse en el plazo máximo de cinco días lectivos desde el inicio del mismo.

Las faltas leves prescribirán en el plazo de veinte días lectivos, las graves y muy graves en el plazo de sesenta días lectivos, contados a partir de la fecha de su comisión. Las correcciones impuestas como consecuencia de las conductas graves o muy graves prescribirán a la finalización del curso escolar.

Las familias Recibirán por escrito los motivos de amonestación de su hijo, según los modelos que se anexan al final de este documento, así mismo, la familia debe firmar un recibí que confirma la notificación.

No hay que olvidar que vía Intranet y correo electrónico, se podrá realizar esta comunicación siempre que nos confirmen por escrito la recepción de la misma. El profesor o el tutor imprimirá una copia así como la contestación escrita de la familia.

Los modelos de comunicación de faltas graves y muy graves serán los que nos propone la DGA en la “Guía de aplicación de la Carta de Derechos y Deberes de la Comunidad educativa”.

El presente Reglamento será revisado todos los cursos escolares en el mes de Junio con el fin de someterlo a la consideración del Claustro y del Consejo escolar a principio de cada curso escolar.

 

5.- MEDIDAS ESPECÍFICAS PARA PROMOVER LA CONVIVENCIA EN EL CENTRO

Como expresamos anteriormente y desarrollaremos además en las actuaciones de mejora, consideramos que los conflictos han de recibir un tratamiento educativo con una finalidad preventiva. Este tipo de acciones debe ser consensuado; todos los miembros de la comunidad educativa han de implicarse: padres, profesores, alumnos y personal no docente.

 

El profesorado  trabajará desde una perspectiva que suponga tratar, dialogar y determinar pautas en los equipos y departamentos de las distintas etapas que pasen a la CCP y al equipo directivo. También, desde la CCP y el Equipo de Convivencia se podría perfilar un bosquejo de medidas que desde el centro se pueden llevar a cabo para estimular el trabajo en los ámbitos destacados y enriquecer el plan de convivencia: talleres de resolución de conflictos para trabajar de forma cooperativa, talleres y mesas redondas para trabajar con los padres y prevenir y solucionar conflictos en las distintas edades, la semana de la paz, etcétera.

  • Estudiaremos el contenido y relaciones con las áreas y materias de las competencias social y cívica y sentido de la iniciativa y espíritu emprendedor, con la finalidad de educar en convivencia positiva desarrollando competencias y valores que impulsen la solidaridad, la tolerancia, la équidas y la igualdad, el respeta, la justicia y la valoración de las diferencias. Así mismo. Desde la Tutoría se desarrollarán contenidos referidos a la competencia socioemocional del alumnado.
  • Determinaremos unos principios, destrezas y procedimientos que los equipos de profesores y los profesores deberán materializar en sus programaciones de aula.
  • La diversidad o pluralidad existe y es una riqueza, fuente de conocimientos y aprendizaje.
  • El buen desarrollo de la convivencia es responsabilidad de todos los miembros de la comunidad educativa: profesores, familias, alumnos, personal no docente.
  • El centro educativo está organizado para adecuarlo a las diversidades que en él conviven y en él se desarrollan metodologías que atiendan al principio de flexibilidad de estructuras, tiempos, espacios y recursos personales
  • Se fomenta el aprendizaje dialógico en toda la comunidad educativa en actividades escolares, extraescolares y complementarias, estableciendo cauces de información y formación cuando es necesario.
  • Se establecen cauces de participación de toda la comunidad educativa y se crean estructuras de apoyo simétricas y asimétricas que favorecen la creación y el mantenimiento de un clima positivo de convivencia.

Destrezas necesarias para resolver conflictos

  • Reconocer y comprender las emociones en sí mismo y en los demás.
  • Escuchar y prestar atención a los otros.
  • Utilizar un vocabulario que denote asertividad.
  • Plantear de forma creativa soluciones ante los problemas.

Procedimientos y actitudes que pueden contribuir al desarrollo de estas destrezas

  • Descubrimiento de diferentes soluciones para un mismo problema.
  • Realización de ejercicios de respiración para aprender a controlar el estado emocional.
  • Participación de forma cooperativa en la resolución de algún conflicto en el aula.
  • Explicación con claridad de un problema.
  • Diseño de propuestas plásticas para difundir y recordar estas normas de conducta.
  • Análisis de planificación y desarrollo en las aulas de técnicas de resolución de conflictos: diálogo y formación, tratamiento de problemas en grupo.
  • Configuración de panel de frases solidarias.
  • Selección y búsqueda de obras literarias, plásticas y musicales relacionadas con la paz.
  • Juegos de rol con argumentos solidarios.
  • Desarrollo de actitudes positivas ante los conflictos.

Normas  generales esenciales:

  • Asistencia y participación en las clases y actividades propuestas en el centro.
  • Puntualidad en todos los actos programados en la clase.
  • Mantenimiento de actitud correcta en clase (atención, trabajo, cooperación y ayuda, no interferencia en el trabajo de los otros).
  • Respeto a la autoridad de los profesores o responsables de distintos espacios o actividades (en la clase, en todo el centro).
  • Trato correcto a compañeros (físico y verbal).
  • Realización de los trabajos encomendados.
  • Cuidado y respeto por los materiales (del centro, de los compañeros).
  • Cuidado y respeto hacia las instalaciones.

 

  1. MECANISMO DE DIFUSIÓN

Mecanismos de difusión:

  • Información de Normas de Convivencia con la matrícula.
  • Reuniones a principio de curso con profesorado y personas responsables de la tutoría para presentar el Plan.
  • Reuniones de personas responsables de la tutoría con las familias durante el mes de octubre.

Instrumentos:

  • Cuestionarios para familias y alumnado
  • Observación directa del alumnado
  • Libros de actas de las reuniones de la persona titular de la Jefatura de Estudios, tutoría y orientación.
  • Aplicación de protocolos.
  • Registro de incidencias.

 

7.-. SEGUIMIENTO Y EVALUACIÓN DEL PLAN

El equipo directivo de nuestro centro llevará a cabo cuantas acciones sean necesarias para que el plan de convivencia sea conocido y evaluado por todos los sectores de la comunidad educativa. En la memoria anual que elaboramos al finalizar el curso escolar, se hará una evaluación específica de las acciones previstas en el plan de convivencia.

En esta evaluación del plan de convivencia recogemos los hechos más significativos acaecidos, las dificultades presentadas y la forma de solución, los logros obtenidos y su repercusión sobre el clima del centro, así como recomendaciones para la modificación del mismo durante el siguiente curso escolar. Posteriormente atenderemos a las posibles modificaciones de mejora que nos indique la Inspección educativa, a quien le corresponde la supervisión y seguimiento de la aplicación del plan de convivencia.

Mecanismos de seguimiento y evaluación:

  • Reuniones quincenales de coordinación de personas responsables de la tutoría y de la Comisión de Coordinación Pedagógica.
  • Equipo de Convivencia (mensual)
  • Comisión de convivencia de aula (mensual)
  • Reunión del Equipo Directivo (trimestral)
  • Observatorio de Centro en Convivencia e Igualdad (trimestral)

El Equipo de Convivencia e Igualdad está constituido por un miembro del equipo directivo, por una profesora coordinadora y por todos los componentes del claustro de profesores que se han comprometido a desarrollar estructuras de apoyo simétricas y asimétricas. Además, cuenta con el asesoramiento del especialista en orientación educativa de la Red Integrada de Orientación.

La Coordinadora de Convivencia tiene las siguientes funciones:

  1. a) Dirigir y participar de forma activa en las reuniones de coordinación del equipo de convivencia e igualdad.
  2. b) Coordinar la implementación y/o desarrollo de las estructuras de apoyo incluidas como actuaciones de prevención e intervención en el Plan de Convivencia e Igualdad del centro.
  3. c) Coordinar la formación y actuaciones del alumnado que desempeñe acciones de mediación y/o tutoría entre iguales.
  4. d) Coordinar la formación y actuaciones del alumnado que desempeñe acciones de promoción de la igualdad y prevención de la violencia de género.
  5. e) Colaborar en la detección de las necesidades de formación en materia de convivencia, resolución de conflictos, igualdad entre hombres y mujeres, la perspectiva de género, diversidad cultural y diversidad afectivo sexual en todos los sectores que componen la comunidad educativa.
  6. f) Coordinar la revisión, adaptación y actualización de los recursos pedagógicos y didácticos (soportes metodológicos, técnicas didácticas de aula, juguetes, juegos, libros, material audiovisual, entre otros) de forma que estos contribuyan a fomentar la igualdad entre mujeres y hombres.
  7. g) Apoyar el desarrollo del Plan de Acción Tutorial, en lo referido al desarrollo de la competencia social del alumnado, eliminación de prejuicios y estereotipos sexistas que supongan discriminación entre hombres y mujeres y la prevención y gestión positiva de los conflictos entre iguales.

En el Observatorio de Centro en Convivencia e Igualdad estarán representados todos los sectores de la comunidad educativa con el fin de canalizar las inquietudes de los mismos y propiciar acciones de promoción de la igualdad y prevención, análisis y resolución de conflictos.

Estará formado por:

  1. a) La Directora del centro, y/o jefa de estudios, uno de los cuales que ejercerá la presidencia.
  2. b) La Coordinadora de Convivencia e Igualdad.
  3. c) Dos profesores del Equipo de Convivencia e Igualdad.
  4. d) El especialista en orientación educativa.
  5. e) Dos padres o madres en representación de las familias.
  6. f) Una representante del personal de administración y servicios.
  7. g) Dos representantes del alumnado, preferiblemente elegidos entre los que participan en programas de ayuda entre iguales y/o promoción de la igualdad.
  8. h) Una representante de la gestión de actividades extraescolares del centro educativo.
  9. i) Un representante de los monitores del comedor escolar.

Las funciones del observatorio serán las siguientes:

  1. a) Asesorar acerca de la normativa vigente en temas de convivencia e igualdad.
  2. b) Canalizar las iniciativas de todos los sectores de la comunidad educativa que promuevan una convivencia positiva en el centro.
  3. c) Diseñar actuaciones dirigidas a toda la comunidad educativa, sobre la igualdad entre hombres y mujeres, la perspectiva de género, diversidad cultural y diversidad afectivo-sexual.
  4. d) Colaborar en el desarrollo de las líneas de trabajo y las actuaciones que desarrollen culturas y prácticas inclusivas.
  5. e) Colaborar en la detección de situaciones de conflicto y acoso escolar que puedan darse en el centro de acuerdo con el protocolo contra el acoso escolar.
  6. f) Establecer actuaciones educativas de intervención socio-comunitaria, alternativas a la expulsión sancionadora.
  7. g) Establecer estructuras de apoyo y acompañamiento al alumnado que presenta una especial conflictividad.
  8. h) Informar al Consejo Escolar y a la Comisión de Convivencia de las actuaciones llevadas a cabo así como de los problemas detectados en la promoción de la igualdad y gestión de la convivencia del centro.
  1. PROCEDIMIENTOS PARA ARTICULAR LA COLABORACIÓN CON ENTIDADES E INSTITUCIONES DEL ENTORNO PARA LA CONSTRUCCIÓN DE COMUNIDADES EDUCATIVAS QUE TRABAJEN POR LA CONVIVENCIA

 

Las asesorías de la Red de Formación del Profesorado, de la Red Integrada de Orientación Educativa, en especial el Equipo de Convivencia Escolar, y la Inspección Educativa colaborarán y asesorarán a los centros educativos en el proceso de toma de decisiones y concreción de las líneas de trabajo promotoras de convivencia positiva y de lucha contra el acoso escolar.

Tanto en el proceso de reflexión como en el desarrollo posterior de las líneas de trabajo que cada centro priorice e implante progresivamente, el Departamento competente en materia de educación no universitaria articulará los medios necesarios para:

  1. a) Ofertar y desarrollar formación en las estructuras participativas y colaborativas así como en procedimientos que ayuden a dinamizar a la comunidad educativa en este proceso de reflexión.
  2. b) Diseñar jornadas y actividades por zonas geográficas, por contenidos o momentos del proceso comunes para intercambiar información sobre el mismo.
  3. c) Aplicar el protocolo de actuación ante posibles situaciones de acoso escolar y de conflictos graves entre distintos miembros de la comunidad educativa.
  4. f) Disponer de un espacio en la web de Innovación Educativa en el que poder compartir experiencias y materiales vinculados con la promoción de la convivencia positiva y la lucha contra el acoso escolar.
  5. g) Reconocer a los centros que realizan buenas prácticas en convivencia.
  6. h) Actualizar los procedimientos de identificación, valoración, tramitación y corrección de conductas contrarias a la convivencia en la comunidad educativa mediante el desarrollo normativo correspondiente.

Por otra parte, en Ed. Secundaria se van a realizar las siguientes actividades dentro de nuestro plan de convivencia:

  • ADOLESCENCIA, EDUCANDO EN SEGURIDAD.-

4º ESO. Dos sesiones de 50 minutos, impartidas por especialistas. Lugar: Colegio.

Objetivos:

Informar a nuestros alumnos sobre la importancia en la toma de decisiones, acercándoles de una manera real a la problemática diaria

Dirigido por policías de la Unidad de Comunicación y Relaciones Externas se abordarán temas relacionados con Internet y Redes Sociales.

1ªSesión:

Temas: Alcohol; Tabaco y drogas; Vandalismo; Acceso de menores a Espectáculos Públicos; Animales potencialmente peligrosos; Procedimiento sancionador.

2ª Sesión:

Acoso escolar: bullying, personas en riesgo, prevención de jóvenes, la familia, ámbito educativo, consecuencias legales.

Internet y Redes Sociales: peligro en el uso de las nuevas tecnologías y sus consecuencias.

Igualdad de género.: construcción de las relaciones de pareja sanas, alejadas de cualquier conducto o actitud violenta. Especial atención a la Violencia de Género entre adolescentes.

  • EL TRASPLANTE DE MÉDULA ÓSEA: LA OPORTUNIDAD DE SALVAR UNA VIDA.

Lugar: Colegio; duración 1 h.; Gratuito. Impartido por ADMA (Asociación Dona Médula Aragón). Bachillerato.

Objetivo:

Sensibilizar de la importancia de las células madre sanguíneas y su utilidad terapéutica.

Informar sobre temas relacionados con la médula ósea: localización, función, modos de extracción, tipos de trasplantes… y la facilidad de ser donante.

  • EDUCACIÓN PARA LA SALUD. Sexualidad y VIH y Sida. Proyecto de Cruz Roja Juventud. Días 22 y 29 de Octubre de 12.00 a 14.00.

Lugar: Colegio; duración dos sesiones de 2 horas.

Objetivos:

Transmitir a los adolescentes y jóvenes amplios y adecuados a su edad sobre la sexualidad, el VIH y Sida.

Promover la aceptación de la sexualidad como una dimensión positiva y necesaria para el desarrollo integral de la persona.

Favorecer la adquisición de actitudes de respeto hacia la diversidad de personas, orientación sexual y portadoras o enfermas.

Fomentar actitudes de responsabilidad dirigidas a evitar conductas de riesgo.

  • PREVENCIÓN DE CONDUCTAS VIOLENTAS. 1º y 2º ESO

Lugar: Colegio. Días 8, 15 y 22 de Enero. Por la mañana las dos primeras horas con un curso y las dos horas siguientes con el otro. Todos los talleres de 9.30 a 14.00.

Objetivos:

Exponer temas como la resolución de conflictos de una manera alternativa con el desarrollo de habilidades sociales y emocionales, haciéndoles conocedores de realidades como la discriminación por orientación sexual, la identidad o expresión sexual y de género, el acoso escolar, la violencia de género, el racismo, la xenofobia y las redes sociales.

En 1ºESO  se trabajará el taller “Acoso escolar”

En 2ºESO “Discriminación por identidad/orientación sexual”.

Son talleres vinculados con la capacitación en habilidades sociales, gestión emocional, convivencia y relaciones saludables.

ACTIVIDADES RELACIONADAS CON SU APRENDIZAJE EN LA INCORPORACIÓN A LA VIDA CIUDADANA.

  • PRESUPUESTOS PARTICIPATIVOS. 3ºESO

Taller en el Colegio. Participarán en la elaboración de las propuestas y en la votación para la su priorización a través del espacio web www.zaragoza.es.

  • PARTICIPA EN TU AYUNTAMIENTO A TRAVÉS DE LA PLATAFORMA DE GOBIERNO ABIERTO. 4ºESO

Taller en el Colegio. Toma de contacto con la web municipal y una explicación de la plataforma de Gobierno Abierto con las distintas formas con las que los alumnos pueden ponerse en contacto con el Ayuntamiento y participar en la toma de decisiones de nuestra ciudad.

Twitter
@ColegioMachadoZ en Twitter
Tweet Más Reciente: ¿A que es muy chulo? https://t.co/P59uoAN0Jm
65 la gente sigue @ColegioMachadoZ
Twitter Pic mteducac Twitter Pic InnovaEd Twitter Pic esterber Twitter Pic LalanzaS Twitter Pic JuanSanZ Twitter Pic and_rees Twitter Pic alrac160 Twitter Pic jorgejb1